Por José Ignacio Vidal

Realizó el programa de Postgrado en la NASA ( Centro de Vuelos Tripulados ) en Houston, Texas y en la Fundacion Lovelace en Alburquerque – New Mexico. Por esa razón en 1969, los periodistas Tico Medina y Yale de Televisión Española, le hicieron una entrevista. Tenía 24 años. Desde entonces hasta ahora, el Dr. Amérigo no ha parado de trabajar. Se incorporó a la Universidad Autónoma de Madrid como ayudante en 1972. Y entre las muchas cosas el Dr. Amérigo introdujo los Medicamentos Genéricos en España en 1997.

 

¿Por qué ahora funda la Asociación Española de Enfermos y Enfermas con Enfermedades Crónicas – CRONIC?

 

Por dos razones, primero porque de los últimos cuatro años de mi vida tuve un cáncer de próstata maligno y dos años después desarrollé tres Ictus o Infartos Cerebrales. Razón suficiente para animarme junto con otras personas a fundar la Asociación CRONIC.

Y la segunda razón, es porque existen muchas Asociaciones de Especialidad como Cáncer, Alzheimer, Enfermedades Cardiovasculares, Enfermedades Reumáticas, y un largo etc hasta 80 Asociaciones de Especialidad. Pero no hay ninguna que se especializara en las 80 juntas, bajo un denominador común, es decir, que la Asociación que está dedicada al Alzheimer, no toca otros temas que el Alzheimer. Y existen denominadores comunes a todas las Enfermedades Crónicas. Es lo que se llama Cronicidad. Hace 20 o 25 años, la única Enfermedad Crónica por excelencia era la Diabetes. Los pacientes se morían de Diabetes, y el resto se morían generalmente de viejos. De viejos a los 65 años, como mucho 70.

 

¿Pero la esperanza de vida ha cambiado?

 

La Esperanza de Vida en España ha aumentado en los últimos 20 años hasta colocarnos entre los cinco primeros puestos, y dentro de otros 20 años seremos el primer País del Mundo en Esperanza de Vida. Eso es muy importante, pero la pregunta que ahora nos hacemos es ¿Cuál será nuestra calidad de vida? La medicina ha avanzado enormemente, la alimentación igualmente, y en general España está entre los primeros países del mundo, pero paralelamente contamos ya con un 80% de Enfermos y Enfermas Crónicos, por encima de los 60 años.

Por otro lado, el Sistema de Seguridad Social no da para más. A pesar de que Amancio Ortega haya donado más de 350 millones de euros en equipamiento sanitario con tecnologías de última generación para diagnosticar y curar enfermedades. El Sistema, sin embargo, sigue estancado. España no solo no ha mejorado sus estadísticas de Salud, si no que la Enfermedad Crónica ha venido a aumentarlas. De manera qué gracias a las Listas de Espera por el tipo de Sistema, no disminuyen. Y eso nos condena a hablar de que la Seguridad Social, no es todo lo bueno que debería ser. Que haya tenido yo que esperar a mis 70 años, seis meses para que me operaran de próstata, desgraciadamente dice poco del Sistema de la Seguridad Social.

 

¿Por qué esta Asociación y no otra dirigida a otro tipo de enfermedad?

 

Se dirige a todas las Enfermedades Crónicas. El concepto de Cronicidad como hemos dicho, es muy reciente. Hay enfermedades como Diabetes, Cáncer, Hipertensión etc, cuyas Asociaciones llevan trabajando más de 50 o 60 años. Pero ahora han surgido muchas nuevas enfermedades, incluso enfermedades raras que requieren atención. ¿Cómo manejar 80 Asociaciones de Especialidad? Pues trabajando solamente con los aspectos comunes a todas las enfermedades, y hay aspectos básicos comunes como la Adherencia que es básica en la Enfermedad Crónica. Porque si el paciente no se Adhiere a los tratamientos incurrirá más tarde o más temprano a la Urgencia Médica, con un deterioro de su Salud y un gasto económico del Sistema, que teniendo en cuenta que España no es un País rico, agudiza el problema.

 

Entre los temas importantes que CRONIC trata respecto a los enfermos crónicos, está la Adherencia. ¿Considera usted que se le da la importancia que merece?

 

Hay en nuestra opinión, cinco clases de Adherencia, y CRONIC ha hecho un video para tratarla que se puede ver en su página web www.cronic.es . Hay Adherencia a los tratamientos Médicos y Farmacéuticos y otra Adherencia que necesita tener más ayuda como es la Adherencia a la Alimentación, la Adherencia al Ejercicio Físico y Mental y la Adherencia a los aspectos Psicológicos.

La Adherencia a los tratamientos Médicos y Farmacológicos es la que más se entiende porque los médicos y farmacéuticos es en la que han hecho mayor énfasis. Aún y con eso el 50% de los pacientes crónicos, no se Adhieren a los tratamientos. En ese campo la Asociación CRONIC cree que se debía potenciar la figura del Farmacéutico. El Farmacéutico debe hacer un seguimiento real del Enfermo Crónico. En medicina, los médicos examinan a sus pacientes crónicos entre una y dos veces al año, pero no se ha desarrollado un programa integral para que el Farmacéutico se involucre más en la atención crónica. No se trata solo de dispensar los medicamentos, sino que también se trata de que los farmacéuticos colaboren en programas de seguimiento. Hay que tener en cuenta que el actual Sistema de Seguridad Social está diseñado solamente para la Enfermedad Aguda, es decir para los enfermos infecciosos. Y el Sistema no da más. Necesitamos como apoyo a la labor de los médicos que es de cada seis o doce meses, una participación de los Farmacéuticos en la Enfermedad Crónica.

 

¿Hay otros tipos de Adherencia?

 

Sí. Pero con respecto a la Adherencia a la Alimentación, al Ejercicio Físico y Mental y los Aspectos Psicológicos, solo se Adhiere entre un 25 y un 10%. Por eso las recaídas y falta de atención del Sistema, hacen que los Enfermos y Enfermas que saben muy poco de Alimentación, de los Ejercicios Físicos y Mentales y de los Aspectos Psicológicos no puedan colaborar más por mantener su ya mermada Salud.

Otra figura que está infrautilizada por falta de Recursos Económicos es la de los Nutricionistas y Dietistas. La Administración no ha puesto en marcha un programa de Nutricionistas que acompañen como los médicos. Falta ese apoyo que va a ser fundamental en el futuro.

Y otra vez la intervención del farmacéutico podría ayudar a vigilar la Alimentación, a que las personas crónicas realizaran programas de Ejercicio (con monitores de Educación física) y Mentales, y a colaborar también con las Unidades Psicológicas. En eso también falla el sistema, porque hay pocos Psicólogos dedicados a la Enfermedad Crónica.

 

Usted ha publicado el libro CHEF DOCTOR: Enfermedades Crónicas y Alimentación, de Editorial Arcopress. En él insiste en lo capital que es la alimentación en un enfermo crónico. ¿Piensa que los crónicos necesitan una alimentación distinta?

 

La Alimentación en un enfermo Crónico es esencial. Si una persona se alimenta mal, los problemas se multiplican. Ahí tampoco encontramos mucha ayuda porque los cocineros en general saben poco o nada de Dietética y Nutrición. Siguen cocinando además con aceites muy malos para ahorrarse un dinero. Y el aceite debe ser de oliva virgen extra porque se ha demostrado que con la Dieta Mediterránea se reducen los riesgos de la mala alimentación como puede ser el azúcar, la sal y las grasas saturadas. La alimentación de un enfermo crónico se basa igualmente en la Dieta Mediterránea y en la forma de cocinar que tiene que ser a base de aceite de oliva virgen extra. En un mundo en que avanza la desinformación y la información partidista por las marcas comerciales, van a conducir a que en los próximos 20 años haya muchos más enfermos y enfermas con enfermedades crónicas. Las pautas alimenticias de la Dieta Mediterránea que han sido desarrolladas y testadas por médicos y especialistas, son las que hay que seguir: fruta tres veces al día, verduras dos veces al día y cereales y granos dos veces al día. Eso sería el 50% de la Dieta, el otro 50% estará formado por pescados, lácteos y derivados, huevos de cualquier forma, carnes blancas, y por último un 10% de carnes rojas y de productos de repostería. Es fácil de seguir y tratar de huir de los precocinados, del abuso del azúcar refinado, de los alimentos ricos en sal y las grasas saturadas no más del 15%. Utilizar muy pocos alginatos, carragenatos etc que son las formas más fáciles de llevar una alimentación no saludable y tanta comida basura que la gente joven está acostumbrada a comer.

En mi libro trato de explicar de forma sencilla las 118 Enfermedades Crónicas más comunes. Y se puede ver que la alimentación es básica para el mundo de la cronicidad.

 

La Asociación Española de Enfermos y Enfermas con Enfermedades Crónicas, ¿qué función pretende que cubra? ¿Dar más voz a estas personas? ¿Piensa que no tienen la atención que necesitan?

 

El problema es que el concepto de Enfermedad Crónica es muy joven, salvando el enfermo Diabético que es el que más ha avanzado en sus conocimientos y manejo, el resto prácticamente llevamos 20 o 25 años trabajando la cronicidad de las enfermedades. En España hay ahora más de 80 Asociaciones de Especialidad. Que van desde Cáncer en sus diferentes modalidades, Enfermedades Cardiovasculares, Hipertensión, Alzheimer, Enfermedades Renales etc. La lista sería muy larga. Esas Asociaciones generalmente consiguen apoyos de la Industria Farmacéutica y de la Administración. Pero no es suficiente para lo que se avecina. Y lo que se avecina es lo que le pasa al Enfermo Diabético, que debe aprender a manejar su propia Enfermedad o Enfermedades porque hoy en día con el cribado en las consultas médicas de los Centros de Salud, nuestra Asociación CRONIC está estimando que enfermos con una sola patología, habrá alrededor del 40% pero en los años venideros esas cifras se duplicaran. Por eso nosotros pensamos que la salida son los Estudios Genómicos. Cada día hay más Laboratorios de Genómica. Y pronto necesitaremos apoyarnos en la Medicina Preventiva y Predictiva. Se trata por un lado de Prevenir al máximo con medidas higiénicas sobre Alimentación y modos de Vida Saludables.

Y por último la Genómica porque más tarde o más temprano, los ciudadanos van a tener que confiar en la Medicina Predictiva.

 

“La Medicina Predictiva es la Medicina del siglo XXI”

 

Esto es tratar de saber con qué tanto por ciento de posibilidades vas a padecer un cáncer o una enfermedad renal o cardiaca, y eso llevará a poder prevenir y curar muchas enfermedades. Hoy en día la mayoría de la gente no quiere hablar de Prevención ni mucho menos de Predicción. Pero en los años venideros veremos un cambio en esa tendencia porque a la vez que habrá más enfermedades, habrá métodos para combatirlas. Conocer hoy en día que una persona tiene una enfermedad ya no es problema. El problema es concienciarse de que cuanto antes se instauren tratamientos, habrá más curaciones exitosas.

Y eso es lo que quiere CRONIC. Hasta ahora son la Administración y los Médicos y Personal Sanitario los que dirigen nuestras vidas. Tenemos que conseguir que los pacientes tomemos las riendas de nuestra propia enfermedad, con la ayuda obviamente de la Administración y de los Médicos. Pero es un problema del individuo. El individuo no puede ser un objeto pasivo. El Enfermo Crónico tiene que ser enormemente activo en aplicar por ejemplo la Adherencia a los tratamientos. O el seguimiento de su Alimentación. El cumplimiento de las normas sobre Ejercicio Físico y Mental, y porque no, programas de relajación, autoayuda etc.

 

¿Espera tener apoyo de las Administraciones Públicas?

 

De las Públicas y de las Privadas, porque en la Enfermedad Crónica tiene que colaborar todo el mundo. Porque insistimos que estamos hablando que en España hay 19 millones de Enfermos crónicos y dentro de 20 años el 50%, es decir la mitad de la población estaremos afectados por una o varias Enfermedades Crónicas. Por tanto, es una cuestión de ayudas de la Administración para encarar el problema de la Cronicidad. Aunque insistimos, no sólo la Administración o los médicos y personal sanitario deben colaborar. Somos los Enfermos y Enfermas con Enfermedad Crónica los que debemos actuar. Yo siempre pongo el ejemplo de los Enfermos Diabéticos. Es el propio Diabético el que debe gestionar (con ayudas), su propia enfermedad. Ya hay Comunidades Autónomas que están trabajando en las Unidades de Pacientes Crónicos. La Educación para la Enfermedad Crónica es esencial. Un enfermo Diabético se maneja perfectamente con unas guías o pautas terapéuticas, el resto insistimos que debe ser el propio paciente.

Por eso en general los pacientes se preocupan de sus propias enfermedades. Nosotros sabemos que en la Enfermedad Crónica hay denominadores comunes para todas las dolencias.

 

¿Cómo plantea su financiación?

 

Los principios de una Asociación se basan en la colaboración. Yo cuando empecé el Sindicato Médico en España 1976, que era una Asociación Profesional, empezamos con reuniones para cómo financiar las actividades que queríamos hacer, y es lo mismo que estamos haciendo ahora. Basarse en la financiación pública solamente, es un grave error. Es caer en el clientelismo de los partidos políticos. Nosotros buscamos el apoyo en realizar reuniones, seminarios, congresos etc que van a ser financiados con ayuda de la Sociedad. No es fácil, pero en unos años nos daremos cuenta de que la Enfermedad Crónica será muy importante. Insisto de las actividades y apoyos tanto públicos como privados se sacan los fondos necesarios para mantenerse, aunque se tarde tiempo.

Tradicionalmente son los partidos políticos los que deberían ayudar a financiarlo. Pero también los Laboratorios Farmacéuticos, las Empresas de Alimentación, Las Aseguradoras Médicas y de Vida, Las Empresas de Material y Equipamiento Sanitario, Las Nuevas Tecnologías que serán necesarias para que la Enfermedad Crónica avance, Las Empresas de Comunicación. Conocemos que el camino será lento, pero tratándose como insistimos de la cifra “brutal” de Enfermos Crónicos que se nos viene encima, estamos optimistas.

Yo mismo a los 70 años tuve un cáncer maligno de Próstata y dos años después tres Ictus o Infartos Cerebrales. Basado en 25 años de un Síndrome Fosfolipídico, es decir Inmunológico, que me provocó una trombosis venosa profunda hace muchos años, y de tener reumatismo articular, asma y ácido úrico y no puedo decir que me encuentro como un chaval, pero sigo resistiendo, con la ayuda de otros miembros de la Junta Directiva que tienen 28 años, 36, 54, 60, 57, 59, 75 y 78. Todos estamos confabulados para encarar las Enfermedades Crónicas en el futuro.

 

En su página web (www.cronic.es) hay un lema que reza: «Más tarde o más temprano….. todos seremos crónicos». ¿Es un mensaje de advertencia o más bien una realidad que la gente desconoce realmente?

 

No, no hay advertencia posible cuando estamos hablando de que ya hay 19 millones de Enfermos Crónicos. Lo que pasa es que la Enfermedad Crónica se nos ha venido encima en los últimos 20 años. Las autoridades ya están avisadas. Habrá que ver entonces como las encaramos todos juntos. Por eso se ha constituido esta Asociación porque hasta ahora se hablaba de las Asociaciones de Especialidad, pero en los próximos años, cuando tengamos más de un 70% de Enfermedades o sea de pluripatologías, debemos encarar el problema en su dimensión, porque por encima de los 50 años es difícil que no se hayan detectado varias Enfermedades Crónicas. Afortunadamente el Sistema de Seguridad Social los puede detectar. La pregunta es…¿Qué hacer después?

Tenemos unas listas de espera para empezar a tratar las enfermedades Crónicas de entre tres y seis meses en el Sistema Público. Y no es mayor porque el Sistema Privado trata de desatascar, aunque eso signifique pagar para una atención privada. Los recursos que se destinan en los presupuestos del Estado en Sanidad y Educación no tienen nada que ver con otros países de nuestro entorno, y eso habrá que corregirlo más tarde o más temprano. Algo parecido que va a ocurrir y está ocurriendo con las pensiones de jubilación. Los Políticos y los Expertos deberían estar ya buscando alternativas al desastre que se nos avecina. Desastre que todavía es mucho peor porque las políticas de empleo y formación fallan estrepitosamente. Es una cuestión de asignación de recursos donde la Sanidad, La Educación y las Pensiones deberían estar fuera de toda duda. Habrá que pensar en priorizar a esos tres segmentos, porque si no lo pasaremos mal.

 

Usted habla también del servicio social obligatorio y remunerado. ¿Lo ve económicamente factible? ¿Piensa que es un buen terreno de formación para los más jóvenes?

 

Si unimos la situación de desamparo de muchas personas que no tienen ningún tipo de ayuda económica y que sus familias no pueden aportar nada, y lo unimos como decimos, a que tenemos una situación insostenible de paro sobre todo en la gente joven que no encuentran ni siquiera su primer empleo, habría que buscar soluciones como la que CRONIC propone: Un Servicio Social Obligatorio y Remunerado para los jóvenes de 18 años recién cumplidos, que además de ayudar significa potenciar la formación ayudando a las personas mayores de 65 años sin muchos recursos. Hay que darse cuenta de la cantidad de personas ancianas que viven en la más absoluta soledad, que pasan días enteros sin hablar con nadie, sin que nadie les eche un capote. ¿no sería mejor establecer ese sistema que cubra los dos objetivos? En una palabra, volver al “Servicio Militar Social”, con una remuneración mínima pero que sea necesaria dentro del Sistema. El ejemplo francés del Presidente Macron apunta a ello, y ya está funcionando experimentalmente en el País vecino. ¿Por qué no podemos hacer lo mismo en España?

Por José Ignacio Vidal